BLOGGER TEMPLATES AND TWITTER BACKGROUNDS »

GASEOSAS



Perú.... Gaseosas que no volverán!!!


La gaseosa, llamada también refresco, bebida o soda, es una bebida saborizada, efervescente  y sin alcohol. 

Estas bebidas suelen consumirse frías, para ser más refrescantes y para evitar la pérdida de dióxido de carbono, que le otorga la efervescencia.


BIDÚ COLA


Bebida gasificada similar a la Coca Cola, muy popular en los años 50's hasta mediados de los años 60'spero de sabor más dulce. Embotellada en diversos países latinoamericanos con autorización de Orange Crush Ltda. Evanston Illinois U. S. A.

En Argentina, fue la competencia de la Coca Cola y fue embotellada por la ya desaparecida Cervecería Río Segundo quién fabricaba Bidú y que a partir de 1960 la llamó Bidú ColaEn Rosario, donde era embotellada no se permitía la venta local de la Coca Cola, lo que le favoreció. En 1963, Orange Crush Argentina dejó de envasarla y empezó la leyenda. Se comenta que fué comprada por la compañía norteamericana de refrescos Coca Cola. 


Algo curioso que menciona este sticker de Bidú Cola pegado en este espejo, es el término "yapa" el cual se refiere a la presentación de la botella personal (individual) que contenía 355 cc, mientras que las botellas de gaseosa individuales de aquel entonces contenían de 300 a 320 cc.



En Perú, fue embotellada por Manuel A. Ventura S.A. entre los años 50’s y los años 70’s. El jingle decía más o menos así: "Sea rebelde, únase a Bidú, la morena rebelde. Hagamos cosas nuevas, Bidú Cola es la mejor. La morena rebeldeeee… ". El papel de la morena rebelde en dicho comercial lo hizo la entonces modelo setentera y hoy dama de la sociedad peruana Melissa Castañeda de León Peralta. Bidú Cola desapareció en 1974 en Lima mientras que en provincias se siguió fabricando hasta los años 90's.


BINGO CLUB




Gaseosa elaborada por Refrescos Peruanos S.A. (REPESA) que se hizo popular en nuestro país a mediados de los 60's. Cuyo lema publicitario era: "El refresco del Perú". Su sabor, según los entendidos, era como a jarabe amargo.

El cómico peruano Alex Valle decía “A su dinero sáquele el jugo” cuando anunciaba este producto.

Un anécdota ocurrido en un programa deportivo radial que tenía la publicidad de esta gaseosa fue el siguiente: Cuando un locutor quería dar pase a otro preguntaba: ¿Qué tomas tú? y el otro antes de emitir su opinión o dar su comentario respondía: “Bingo Club, el refresco del Perú”. En esos días también llegó al Perú la marca de pinturas “Sherwin Williams”, que también era auspiciador y tuvo su pregunta para que los integrantes de ese espacio se pasen el micrófono. Uno decía. ¿Con que pinta el Perú? y otro contestaba: “Con Sherwin Williams, la pintura de los maestros”. Pero un buen día, en plena transmisión desde el Estadio Nacional, le dieron el pase a informador de cancha para que de las conformaciones de los equipos, y éste había llegado tarde a su puesto, no se colocó bien los auriculares y por lo tanto no escuchó bien la pregunta. Cuando le dijeron: ¿Qué tomas tú?, contesto: “Con Sherwin Williams, la pintura de los maestros…”


En 1967, aparece el spot: "¡En cantidad y sabor, Bingo Club, es más grande y mejor!".


Desapareció en los años 70's.

En 1998 volvieron a lanzar la marca en sus tres sabores: fresa, piña y cola. Por su sabor amargo parecido al de la Concordia (otra bebida gasificada peruana), no tuvo éxito y salió del mercado.


PASTEURINA


Gaseosa de color amarillo pálido con propiedades muy digestivas fabricada por la embotelladora La Puresa S.A. . Se comercializaba en Lima y en la zona central del Perú en los años 50's. Los entendidos afirmaban que tenía un sabor especial y a la vez indefinible  y que al abrir la botella expelía un claro aroma a yerba luisa.


Era un refresco muy popular que gustaba más que la Inca Kola por ser más dulce.



A finales de los años 80's trató de volverse a posicionar convirtiéndose en uno de los patrocinadores de un programa concurso del canal 11 de Lima (Perú), desapareciendo a principio de los años 90's.


Pasteurina fue relanzada por última vez en 1995 y fue retirada del mercado en 1999.



BIMBO




Marca de múltiples sabores embotellada por José R. Lindley e Hijos S.A. lanzada al mercado en 1962 y que estuvo en vigencia hasta principios de los 90's y cuya mascota era un oso muy parecido a Bongo, el osito del monociclo de Disney (ver el filme: "Fun and Funcy Free" de 1947). 


Los primeros sabores siempre eran de dos frutas: lima-limón (la más popular), fresa-frambuesa (no sé de dónde conseguían frambuesas en el Perú) o naranja-mandarina. Posteriormente, manzana y cola.






No fue una marca que utilizara publicidad masiva. En uno de sus pocos spots, transmitidos por el canal 5 de Lima (Perú), en donde la familia Lindley era accionista, salía el osito cantando: "Tome e invite refrescos Bimbo, y disfrute todito el sabor de la vida"


En 1967 se regalaba en promoción unos sombreritos de cartón tipo saritas (para protegerse del sol de aquel verano) que tenían al costado en vez del adorno tradicional de una la pluma de ave, una botella Bimbo del nuevo sabor Manzana.


En 1968, se promociona la frase: "Para el gusto joven...!".


Desaparece a mediados de los años 90's.




KOLA INGLESA




Gaseosa de color rojo con sabor a cereza, algo distinto a lo que se ofrecía en el mercado,  muy agradable y que era más conocido como "La Cola Roja". Introducido en el mercado peruano en 1912 por Enrique Heredia Alarcón quien fabricó la bebida por casi 30 años.


Más tarde es adquirida por embotellada por Manuel A. Ventura S.A. y quien la fabricó hasta 1974. Este aviso pertenece a esta época, exactamente a 1969.


No era una bebida muy popular en Lima, capital del Perú, sino más bien en provincias a igual que la Concordia (otra bebida gasificada peruana).


"La chaposa más sabrosa, una fiesta al paladar, Kola Inglesa la gaseosa, el sabor que gusta más", es parte de la letra de un viejo spot.


En ese tiempo en la televisión pasaban un comercial donde recomendaban prepara para el verano "el chaposín" de la "chaposa más sabrosa", que no eran más que adoquines hechos en cubetas de hielo a base de esta gaseosa.


En 1974, fue adquirida junto a otras marcas como la Crush y la Canada Dry por la Compañía Embotelladora del Pacífico S. A. (CEPSA).






En 1977, aparece este spot publicitario: "Volvió el sabor".


Porteriormente, la Coca Cola la compró y su sabor jamás volvió a ser el mismo.


Kola Inglesa mezclada con pisco, hielo y leche condensada constituían el cóctel "Vamos boys" o "Pantera Rosa", muy difundido a principios de los años 80's.


Otro cóctel universitario era la famosa "Lija", vino tinto mezclado con Kola Inglesa, que posteriormente se convertiría en la sotisficada "Sangría".


Finalmente, el "Vocka Berry" que se contituía de Vodka (onza y media), Strawberry (onza y media), Kola Inglesa ( 5 onzas), media naranja y cereza.




PIÑA CANADÁ DRY




La franquicia Canada Dry la tuvo primero Manuel A. Ventura S.A. y luego CEPSA


En nuestro medio se embotellaron la clásica Ginger-Ale, Agua Tónica (cuya chapita tenía una franja roja al estilo Perú) y Piña, ésta última la más sabrosa de todas. 




Piña Canada Dry se distinguía por el original diseño de botella, desde la base hasta la mitad habían infinidad de cuadraditos corrugados que hacían imposible que se resbale y de la mitad hacia arriba tenía forma de cebolla estilizada. 


En los años 70's su posicionamiento era: "Para la gente bonita", una persona de color hacía de pregonero. 


Luego apareció otro spot en dibujos animados con el siguiente jingle: "En mi casa mi mamá, ya no pasa más trabajo, pelando una piña, cortando una piña, exprimiendo una piña. Todos tomamos en casa la Piña Canada Dry"


La última gran campaña fue en los años 80's y el jingle decía así: "Es riquísima… Es gustísima… Es piñísima… ¡Piña Canada Dry!".


A pesar de su popularidad, la marca salió del mercado —inexplicablemente— a mediados de los 90's.




TWIST




Gaseosa de sabor naranja y botella de troquel enroscado muy popular en los años 70's


En 1974 lanzan esta publicidad "¿Quieres más? Twist y nada más".


También Hubo un comercial de navidad que lo pasaban tanto en televisón como en los cines en donde había una estrofa que decía "... Nosotras las naranjitas venimos a saludar al niño que ha nacido en un portal...".


En 1981 se dejó de producir en Lima y distribuirse en el norte del país, cuando CEPSA adquirió la franquicia de Orange Crush (que perteneció a Ventura S.A.) y optó por la naranja internacional que por su naranja de sabor nacional. 


En el sur, sin embargo, dos embotelladoras siguieron produciéndola hasta mediados de los 90's: Socosani de Arequipa y El Tigre de Ica. 


En Lima se volvió a vender en 1995, sin ninguna publicidad.


En 1999, la marca repareció en Lima pero en envase de plástico y sabores de manzana y lima-limón, pero no duró mucho.


VENTURA DRY

En 1972, Santiago Ventura Rossi, hermano de Felix Ventura, propietario de Compañia Manuel A.Ventura S.A., se embarca en una nueva aventura empresarial partiendo de cero, esto es con gente nueva, con planta de producción nueva, y desarrollando nuevos productos. Eran los tiempos del gobierno de facto de Juan Velasco Alvarado, caracterizado por ser nacionalista y por impulsar la industria nacional.


En 1974, nació la Embotelladora Peruana S.A. (EMPESA). Para competir en el mercado con bebidas para cócteles, la empresa lanzó Ventura Dry, una bebida Ginger Ale, que no tuvo éxito en el mercado.

Se dejó de producir en 1982.


LULÚ


En 1974, la Embotelladora Peruana S. A. (EMPESA) creó un producto muy parecido en sabor a la Kola Inglesa, pero más popular: La Lulú, la primera gaseosa que se vendió en envase de 1 litro. Era tan económica como la Bingo Club.


Para su lanzamiento se ideó una campaña de suspenso que decía: ¿Sabes quién es Lulú? en radio y televisión. Luego se realizaron dos spot: El de una chica en un shorcito que dejaba a un anciano mordiéndose los labios y otro con el comediante peruano Melcochita a punto de ser fusilado. Este último comercial tuvo mucho éxito porque coincidió con el estreno de la película de Pancho Lombardi, "Muerte al amanecer", que giraba en torno a la historia del Monstruo de Armendariz que murió precisamente fusilado al igual que algunos policías criminales durante el gobierno militar. Se podría decir que fue el comercial más memorable.


La botella tenía forma de cohete y el logotipo era todo un clásico, un corazón decorado con bobitos que mostraba gran similitud con el de La Pequeña Lulú.



Primero salió la Lulú roja, que no era precisamente con sabor a fresa, pero que era más dulce que la Kola Inglesa. 


Luego, la Lulú amarilla, que tampoco era de un sabor a piña definido.

Después de la botella de litro, apareció el envase de litro y cuarto.


A comienzos de los años 80's aparece en el mercado la Lulú naranja.


En 1982, se realizó la promoción de los "Chimpunes de Lulú" con motivo del mundial de España 82, cuyo spot fue protagonizado por los cómicos peruanos Melcochita y Chocolatín, donde la pegaban de peloteros de barrio (caracterizaban a futbolistas). Dicha campaña fue un total fracaso ya que la calidad de los chimpunes dejaba mucho que desear.


En ese mismo año Lulú desapareció del mercado.




En los años 90's, reaparece como "Lulú las leonas del sabor", se posicionó en el mercado como una bebida económica por algunos años, pero finalmente en 1996, tras problemas de salubridad y ante el rechazo de los consumidores, se dejó de fabricar.